Los duendes en les Ries Baixes

La tradición celta todavía latente en Galicia tiene una rica variedad de nuestra traviesa y amada criatura. Pese a su gran parecido con la mitologia irlandesa, el folklore gallego tiene muchas singularidades.

El Trasno

El trasno es la versión celtíbera del duende, un alocado personajillo con barba, orejas puntiagudas y estatura de niño, que habita cerca de las aldeas, asusta el ganado, mueve objetos, hace ruidos por la noche y entra en las casas para hacer sus típicas trastadas.

Trasno celta pillin

En Galicia es habitual llamar “trasno” a los niños revoltosos o a la gente que merodea solitaria por los bosques y caminos.

El tardo

Esta es una versión más siniestra que el trasno. El Tardo es una criatura nocturna, alérgica al sol que se alimenta de la energía vital de las personas. Los tardos se cuela en las casas mientras la gente duerme y se posa sobre ti para hacerte soñar pesadillas y alucinaciones.

Tardo insuflando pesadillas a su victima

Según la sabiduría popular, para librarse de un tardo hay que poner un cuenco de arroz cerca de la cama, ya que estas criaturas son aficionadas a contar hasta 100, pero no más. Así que la criatura se pasaria toda la noche contando una y otra vez hasta cien.

Los nubeiros y el tronate

Según la tradición gallega estos duende espíritu atraían las tormentas, los nubeiros tienden caminos de nuves, mientras que el tronate arrastra sus pies por ellos, haciendo tronar allá donde pasa.

El Xas

Estamos hablando de prácticamente la misma criatura que el trasno, con la única salvedad de que el xas hace sus travesuras por los bosques y caminos, está más asociado al pelegrino. Sus principales quehaceres son robar la comida y equipaje de los viajeros, cambiar las señales del camino, abrir sendas hacia ninguna parte por el bosque. En definitiva, hacer que los viajeros se pierdan y destornillarse de la risa.

Las fadas

Son bellas y menudas, generalemente rubias, que viven en grutas cercanas a fuentes y arroyos, donde esconden su tesoro. Son hechiceras, pueden adoptar la forma de varios animales y poseen grandes poderes, como la adivinación del porvenir. De la misma forma que los duendes, estas pueden resultar o lanzarte terribles maldiciones si no eres de su agrado. ¿Puede que sean duendas :O?

Fada galega peinandose a la orilla del río